Gabrielito

Un día antes de nacer su madre sufrió el abandono. Por suerte nacieron bien cuidados y con todas las atenciones necesarias. Han crecido y están listos para ser adoptados, es más, lo necesitan pues están débiles por tanto cambio además de haber cogido hongos. Gabriel tiene menos que sus hermanos y con higiene no hay peligro de contagio alguno.

¿Hacemos un mini hueco a este naranjito?