Alfonso

Junto con su compañero con el que ahora comparten chenil llegaron hasta la protectora. Ya muestran mucho interés por conocer a sus nuevos compañeros tanto caninos como humanos. Es una preciosidad sin historia que busca empezar una real llena de cariño y cuidados.

Anímate.